Centro de formación

Atrás

Introducción a las enfermedades de las raíces: triángulo de las enfermedades

Cuando tiene cultivos en invernadero, es solo una cuestión de tiempo para que surjan los problemas. Estos problemas los pueden provocar enfermedades, insectos, problemas de fertilidad, fitotoxicidades de los pesticidas, aplicación en exceso de reguladores de crecimiento de plantas, problemas de riego, contaminación del calefactor, etc. Para corregir un problema, es necesario saber qué es y qué lo provoca.

Síntomas aparentemente similares

Desafortunadamente, diversos tipos de problemas tienen síntomas aparentemente similares, por lo que es importante analizar el cultivo para determinar la causa. Sin embargo, ¿qué tipo de análisis realiza? Por ejemplo, si envía una planta para que le realicen un análisis de detección de una enfermedad, pero el problema proviene de un calefactor con funcionamiento defectuoso, no podrán identificar la fuente del problema. Por lo tanto, lo mejor es comenzar a investigar el problema y anotar todas las variables que podrían causar un problema para limitar la causa.

Triángulo de la enfermedad

En el caso de enfermedades de la planta, hay ciertas condiciones que se deben cumplir para que aparezca una enfermedad. Generalmente, esto se resume en una imagen llamada triángulo de la enfermedad (Figura 1). El triángulo de la enfermedad muestra que deben existir tres condiciones favorables para causar un problema de enfermedad. Estas tres condiciones son el agente patógeno, un huésped susceptible (la planta) y las condiciones ambientales adecuadas.

Triángulo de la enfermedad PRO-MIX

“Figura 1. Triángulo de la enfermedad. Los tres factores que deben existir son la presencia de un agente patógeno, el entorno adecuado del invernadero para el desarrollo de la enfermedad y una planta huésped susceptible".


Agente patógeno: Hay diversos tipos de organismos que causan enfermedades en las plantas. Estos son hongos, bacteria, virus, nemátodos, micoplasmas y espiroplasmas. Estos agentes patógenos deben estar presentes en el invernadero para establecer la etapa de un problema de enfermedad. Si nos centramos en los agentes patógenos de la enfermedad de la raíz, pueden estar presentes en el invernadero en restos de plantas, las malezas que crecen debajo de los camas, el polvo que ingresa desde el campo o de la grava del camino, herramientas contaminadas, plantas madres, restos de plantas, insectos, etc.

Huésped: Un huésped es una planta que se puede infectar con un agente patógeno. No todas las plantas son susceptibles al ataque de los mismos agentes patógenos, ya que algunos agentes patógenos tienen preferencias por ciertas plantas. Por ejemplo, Thielaviopsis generalmente ataca los pensamientos, las petunias, las bocas de dragón, la verbena, etc., pero por lo general no infecta las caléndulas. Dentro de las mismas especies de planta, puede haber diferencia en la susceptibilidad a un agente patógeno específico. Por ejemplo, la calibrachoa, que es compacta y de crecimiento lento, generalmente tiene más problemas de enfermedad de la raíz que los cultivares de crecimiento rápido. Además, debe considerar que dentro de las mismas especies de plantas, algunas fueron cultivadas para tener resistencia a ciertos agentes patógenos.

Si un productor tiene más problemas de enfermedad con un tipo o una serie de plantas, generalmente son eliminadas de la programación de producción ya que a menudo tienen un mayor costo de producción debido a que los costos de aplicación de fungicidas son más altos y a la pérdida de las plantas. Además, cuando estas plantas presentan una enfermedad, introducen más inoculante en el invernadero, lo que pone en riesgo a los otros cultivos.

Ambiente: Este es el más complejo de los tres, pero también se puede manipular para disminuir los problemas de la enfermedad de la raíz. Cualquier ambiente que provoque estrés en las plantas puede hacer que una planta sea más susceptible a una enfermedad de la planta. Los factores principales que se deben considerar son los siguientes:

  • Riego: Generalmente es la principal preocupación cuando se trata de problemas de enfermedad de la raíz. Pythium y Phytophthora son mohos del agua y prefieren un sustrato húmedo. El riego en exceso genera el mejor ambiente para estos agentes patógenos y además estresa las raíces de las plantas, lo que las vuelve susceptibles su ataque. Fusarium, Rhizoctonia y Thielaviopsis también necesitan un medio húmedo, pero no necesariamente un sustrato húmedo para desarrollarse. Generalmente, atacan a las plantas con estrés, lo que puede ser provocado por el riego excesivo.
  • Temperatura: Algunos agentes patógenos relacionados con enfermedades de la raíz, tales como Pythium ultimum, prefieren temperaturas de sustrato más frías, mientras que Pythium aphanidermatum prefieren sustratos cálidos. El cultivo mismo tiene un rango de temperatura preferido, por lo que si el cultivo crece en ambiente más cálido o frío, se estresa y es más susceptible al ataque de un agente patógeno. Por ejemplo, la vinca prefiere condiciones de cultivo cálidas, pero si la temperatura del sustrato es inferior a 24 °C o 75 °F, son más susceptibles a agentes patógenos cusantes de enfermedades radiculares.
  • Movimiento de aire: Al igual que con las enfermedades foliares, el bajo movimiento de aire en el cultivo aumenta las posibilidades de enfermedades radiculares. El aire húmedo permanece en la parte foliar de la planta, por lo tanto, disminuye el consumo del agua contenida en el sustrato. El sustrato se seca más lentamente, lo que facilita el exceso de agua y, por lo tanto, las plantas están bajo estrés y son más susceptibles a los agentes patógenos de enfermedades de la raíz.
  • Humedad ambiental: Al igual que con el movimiento del aire, disminuye la velocidad de secado del sustrato debido al limitado consumo de agua por la planta y la lenta evaporación de la superficie del sustrato. Si el sustrato se seca lentamente, demora más tiempo para que el sustrato se seque y esto aumenta el estrés de la planta y la hace susceptible a agentes patógenos de enfermedades de la raíz.

Las enfermedades de la planta pueden ser un problema para los productores cada cierto tiempo. Como se mencionó anteriormente, hay una cantidad de factores que deben suceder al mismo tiempo para que se desarrolle una enfermedad de la raíz.

Si tiene más preguntas sobre los productos PRO-MIX BIOFUNGICIDE* o PRO-MIX BIOFUNGICIDE* + MYCORRHIZAE y cómo pueden minimizar enfermedades de la raíz, comuníquese con el representante de Servicios al Productor de Premier Tech Horticulture o con su representante de Ventas regional.

*Todos los productos presentados como BIOFUNGICIDE para los Estados Unidos, están disponibles en Canadá y Latinoamérica como BIOSTIMULANT.

PRO-MIX® es una marca registrada de Premier Horticulture Ltd.

Artículos relacionados